¿Conoces el enorme riesgo que supone no tener registrada tu marca en el área geográfica en la que comercializas tus productos y servicios?
Es de vital importancia registrar tu marca para protegerla en el espacio geográfico en el que desarrollas tu actividad de negocio. Y es que, la marca de tu negocio vale dinero: todo el dinero que has invertido en publicidad online y offline para tu negocio, todo el esfuerzo por ser alguien conocido y de renombre en tu sector, todo el empeño que pones cada día por mejorar tus productos y servicios y diferenciarte de tus competidores revierte en el valor que adquiere tu propia marca comercial. No trabajar con la protección y tranquilidad de registrar tu marca y poseerla en exclusiva es un gran error que muchos profesionales y negocios cometen.

Tu marca representa, por tanto, el valor de tu empresa o negocio y protegerla no sólo te blinda frente a fraudes y falsificaciones, sino que una marca registrada se puede incluso vender o cederla por el propio valor económico que lleva asociado.

Todo producto o servicio que se puede vender tiene asociada una marca que se debe proteger. El nivel de protección va a asociado a la zona en la que desempeñas tu actividad. Por ejemplo, puedes registrar tu marca en España o en otro país concreto de la Unión Europea, o bien registrarla a nivel de toda la Unión Europea, o incluso a nivel mundial si esa es tu área de mercado potencial o actual. En general, registras tu marca por un período de diez años, renovable indefinidamente por período de otros diez años.

El coste de tramitar y proteger una marca es muy asequible.

Y no tiene comparación con el valor tangible e intangible que te ofrece la protección de tu marca, y por lo tanto de tu inversión, como forma de monetizar la propiedad intelectual de tu negocio.

Tu marca no es sólo el nombre de tu empresa, sino que habitualmente es además el logo asociado a ella, y ambos deben ser registrados y protegidos para el área de actividad en el que trabajas. Por ejemplo, si eres una cafetería, o restaurante, o zapatería, o cualquier otro tipo de negocio, y tienes visible al público tu nombre y logotipo, como es lo habitual, y como forma de darte a conocer, es vital proteger tu marca para que otro negocio y, muy especialmente uno que opere en tu misma área de actividad, no use tu misma marca, con el enorme daño y perjuicio, así como confusión ante tus clientes que ello te ocasionaría.

Podrías incluso verte en la situación desagradable de que otro negocio comenzara a usar tu misma marca y la registrara antes que tú como suya propia, y además te demandara ante la autoridad competente y te obligara a dejar de usar tu propia marca. Estas situaciones, aunque puedan parecer increíbles, se dan con más frecuencia de la que uno pueda pensar.

Por otra parte, los pasos lógicos para iniciar una actividad y comenzar a usar una marca sería:
1º. Asesorarse y ayudarte de tu despacho de abogados expertos en propiedad intelectual, de modo que te asegures de que la marca que deseas utilizar no esté ya registrada y protegida. Imagínate el costo en publicidad (cartelería, en internet, el cartel para tu tienda física, etc) que puedes desembolsar para dar a conocer tu marca, para luego saber que ya está registrada o, incluso peor, que te reclamen por daños y perjuicios por el otro propietario de esa marca ya registrada, y no sólo pierdas tu inversión, sino que tengas que hacer frente a sanciones.

 2º. Una vez que sepas que la marca que deseas usar no está ya registrada, es el momento de proceder a protegerla para,

3º. Finalmente, empezar a invertir en tu marca y construirla y desarrollarla, darla a conocer y dotarla de valor poco a poco, mientras despliegas tu actividad con la tranquilidad necesaria.

Hacer cosas extraordinarias en tu negocio está en tu mano, respaldándote de la garantía que te otorga el haber protegido tu marca y poder oponerte con toda la fuerza de la Ley a que cualquier otra persona o empresa quiera registrar otra marca que pueda confundirse con la tuya, o incluso reclamar a alguien que esté usando tu misma marca, o parecida, compitiendo deslealmente contigo.

Si tienes cualquier duda o si deseas proteger y registrar tu marca, no dudes en contactarnos . En el despacho Pérez Parras Economistas y Abogados somos expertos en propiedad intelectual, y son ya muchos los clientes que desarrollan su actividad con la tranquilidad de que el valor de su marca crece día a día, y no se van a ver perturbados por la actividad, sea malintencionada o no, de otros.